tr?id=489286935752457&ev=PageView&noscript=1 Donde los derviches danzantes honran a Rumi, el poeta místico sufí - UDigital | En red, estamos.

Donde los derviches danzantes honran a Rumi, el poeta místico sufí

Cada año, miles de personas visitan la ciudad de Konya, en Turquía, para asistir a una semana de eventos y ceremonias que conmemorarn la muerte de Jalaluddin Rumi, poeta y estudioso islámico del siglo XIII, más conocido por haber sido el primer místico del Sufismo.

Pero en lugar de lamentar su deceso, las ceremonias celebran lo que sus seguidores consideran es la unión con Dios.

La principal característica de la "Sheb-i Arus" o "noche de la unión," es un fascinante ritual realizado por los derviches de la orden Mevlevi, más conocidos como los derviches danzantes.

El rito se incia con la recitación de plegarias y versos del Corán, el libro sagrado del Islam. Los derviches aparecen vestidos con largas túnicas blancas y capas negras. En un espacio circular comienzan a girar hasta alcanzar un estado cercano al trance, que creen que los une a Dios. El ritual es acompañado por cánticos y música de diversos instrumentos. La ceremonia culmina tal como comenzó: con oraciones y plegarias.

Rumi, quien es conocido como Mevlana en Turquía, nació en la ciudad de Balkh, en lo que hoy es Afganistán, en el año 1207. Finalmente se estableció en Konya, lugar donde murió en 1273. Tras su muerte, su hijo, Sultan Veled, fundó la orden Mevlevi de la corriente mística del Islam, el Sufismo.

A pesar de que las órdenes religiosas fueron prohibidas en Turquía en el siglo XX tras el establecimiento de la república secular de Ataturk, los rituales de los derviches fueron considerados parte de la herencia cultural y la orden fue tolerada discretamente.

En el año 2005, la UNESCO proclamó el ritual de los derviches como una obra maestra del "patrimonio oral e intangible de la Humanidad."

La estructura que rodea la tumba de Rumi en Konya es ahora un museo además de un sitio de peregrinaje. Los visitantes que viajan desde los más variados y lejanos rincones del mundo pueden inspirarse en el cuarteto de bienvenida de Rumi, escrito hace ochocientos años:
¡Ven! ¡Ven otra vez! ¡Quienquiera que seas, seas lo que seas, ven!
"¡Pagano, idólatra o adorador del fuego, ven!
"¡Incluso si niegas tus juramentos cien veces, ven!
"Nuestra puerta es la puerta de la esperanza, ¡ven! ¡Ven tal como eres!"

Información adicional

  • COPETE: “La puerta de la esperanza”
  • TEMATICA: Religiones

 

UD Portal I En Red Estamos - Todos los derechos reservados

¿Te gusta Ud?

Close

Seguínos en nuestras redes y compartí!